PROPUESTAS DEL SECRETARIADO DE CATEQUESIS PARA EL AÑO DE LA FE EN CÁDIZ Y CEUTA

BLOG SECRETARIADO CATEQUESIS CÁDIZ Y CEUTA

INICIO

Principios generales:

DDC. 133. “De todos los elementos que integran la acción catequizadora de la Iglesia el más importante es, sin duda, el agente de esa acción: el catequista. Su presencia es insustituible. El Evangelio que la Iglesia anuncia en la catequesis se hace mensaje de vida en el pueblo cristiano por medio de la mente, del corazón, de la sensibilidad, de la palabra y de la vida de fe del catequista” (CF Introducción).

DDC.134. Siendo hoy tan necesario lograr una catequesis eficaz, la atención pastoral a sus agentes debe considerarse tarea prioritaria. Sólo si los catequistas son verdaderos creyentes y tienen una suficiente madurez de fe, podrá esperarse de ellos una correcta y válida transmisión de la fe.

DDC.136. La atención pastoral a los agentes de la catequesis se despliega en varias acciones:

  • la llamada o elección de miembros de la comunidad para confiarles el servicio de la catequesis; la Iglesia señala aquellas cualidades iniciales que deben tenerse en cuenta:
    • Las cualidades humanas necesarias son: gozar de una cierta madurez y equilibrio, de capacidad de relación y diálogo, de apertura al mundo y encarnación en su propia realidad humana y social; saber trabajar en equipo y con espíritu de colaboración.
    • Las cualidades iniciales que se piden en cuanto creyente:haber hecho una opción básica cristiana; estar iniciado de una forma elemental en la fe y en la vida cristiana; vivir en comunión cordial con la Iglesia y estar dispuesto a llevar adelante el proceso de maduración cristiana y eclesial.
    • Desde el punto de vista de la motivación: aceptar el ser catequista como tarea fundada en la condición de cristiano y al servicio de la edificación de la Iglesia (cf. CF 86).
    • Este modelo debe ser considerado como un “punto de llegada” de la acción pastoral con los catequistas, por lo quetoda comunidad cristiana debe proveer los medios y esfuerzos necesarios para ir dando pasos hacia el logro de este ideal.
  • el ofrecimiento de una formación básica cristiana y de una formación específica para que puedan ser transmisores de la fe;
    • Por esta razón, es importante asegurar a aquellos que son llamados o elegidos para el servicio de la catequesis, una suficiente formación básica cristiana, sobre la que pueda después apoyarse la formación propiamente catequética.
    • El tiempo y el esfuerzo que se dedique a esta formación básica cristiana redundarán en beneficio de una mejor y más eficaz acción catequética posterior.
    • “Es necesario disponer de catequistas que se hayan encontrado personalmente con Jesucristo, lo hayan descubierto como el Salvador y den testimonio de él sin ambages ante niños, jóvenes y adultos” (Plan Pastoral de la Conferencia Episcopal Española 2002 2005, 34) (ICNNB 58).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s