Mons. Ceballos: “Yo figuro entre los pequeños y los pobres”

Gabinete Prensa-Cádiz y Ceuta

INICIO

bodas_plata_ceballos_1

En la mañana del 8 de abril, en la S.A.I Catedral de Cádiz, tuvo lugar la celebración de los XXV años de la ordenación episcopal de nuestro Obispo emérito, Mons. Antonio Ceballos Atienza.

El Obispo emérito concelebró una Misa de Acción de Gracias, junto con el Obispo diocesano, Mons. Rafael Zornoza Boy, y  miembros del clero diocesano, religiosos y fieles que estuvieron acompañándole. Destacó la presencia del cardenal, arzobispo emérito de Sevilla, Mons. Carlos Amigo; el arzobispo de Sevilla, Mons. Juan José Asenjo; al mismo tiempo que otros obispos venidos de distintos puntos de la geografía española.

En primer lugar tomó la palabra Mons. Rafael Zornoza, que dio la bienvenida a Mons. Ceballos “en la vuelta a su casa en estos veinticinco años de ordenación episcopal”: “Aquí has predicado al pueblo de Dios en la caridad de Cristo. En tu ministerio episcopal has transmitido aquellas gracias y experiencias vividas como sacerdote en Jaén; las que viviste como párroco, como profesor del Seminario, como director espiritual y rector, como delegado del clero y como canónigo de la Catedral. En la diócesis de Cádiz y Ceuta sabemos que has dejado lo mejor de ti mismo y siempre te tenemos presente con gratitud y cariño”.

Por su parte, Mons. Antonio Ceballos, ante una catedral llena de fieles, dio las gracias a todos los presentes, en especial a Mons. Zornoza por su invitación en este día. Mons. Ceballos, acordándose del día que fue ordenado obispo de Ciudad Rodrigo, dijo: “Vivamos todos una celebración Jubilar muy jubilosa, muy filial, muy sencilla, muy íntima. En estos veinticinco años, ¡cuánta gracia ordinaria y extraordinaria recibida! He tratado de mantenerme en una actitud de amor y de humildad. Hace veinticinco años que la Santa Iglesia me hizo obispo, pero muy indigno y pobre”.

Al mismo tiempo, el obispo emérito de Cádiz y Ceuta, hizo balance de estos veinticinco años de ordenación episcopal: “A veinticinco años de distancia constato que inicié mi nuevo ministerio con entusiasmo, humildemente y con fortaleza. He dado prueba de debilidades, de nuevos impulsos, de una voluntad tenaz. A veinticinco años de distancia me viene el recuerdo de mis culpas y mis flaquezas”.

Mons. Ceballos cumplió los veinticinco años de ordenación episcopal el pasado 25 de marzo. Por coincidir con la Semana Santa, la celebración de la efeméride, de acuerdo con Don Antonio, se trasladó a la citada fecha.

bodas_plata_ceballos_4

Ceballos dice que no se olvida de los parados ni de los inmigrantes

Emilio López / Diario de Cádiz

INICIO

  • El obispo emérito celebra el lunes en la Catedral las bodas de plata de su ordenación episcopal

0001331691_230x230_jpg000El obispo emérito Antonio Ceballos cumplió el pasado 25 de marzo los 25 años de su ordenación episcopal que, al coincidir con la Semana Santa, celebra el lunes en la Catedral, donde a las doce y media concelebrará una misa de acción de gracias con el obispo diocesano, Rafael Zornoza, otros prelados, sacerdotes y religiosos.

Monseñor Ceballos, que reside actualmente en la residencia de las Hermanitas de los Pobres de Jaén, afirma que conserva muchos recuerdos “inolvidables, inenarrables e indescriptibles” de esos 25 años de vida episcopal, y destaca que “por tantas gracias recibidas debo mantenerme en una actitud de amor y de humildad”.

No olvida que fue el 28 de diciembre de 1987, Día de los Santos Inocentes, cuando estando en Madrid, con motivo de un encuentro de sacerdotes en Majadahonda, el nuncio le pidió que acudiera a la Nunciatura donde le comunicó que el Papa Juan Pablo II lo nombraba obispo de Ciudad Rodrigo (Salamanca), publicándose 20 días después el nombramiento y tomando posesión de aquella diócesis el 25 de marzo de 1988.

También cita que el 10 de diciembre de 1993 fue nombrado obispo de Cádiz y Ceuta, tomando posesión el 29 de enero de 1994.

Señala que el nombramiento fue otra sorpresa y que acudía a una diócesis con otras dimensiones en todos los sentidos, con dos bahías, puertos y frontera.

“Han sido casi 18 años, muy apasionantes, incluyendo la celebración del Sínodo Diocesano, “con momentos gozosos , como la Jornada Mundial de la Juventud, y dolorosos, como son la muerte de niños, jóvenes y adultos en la permanente riada de inmigrantes para cruzar el Estrecho y las grandes manifestaciones contra el paro”.

Monseñor Ceballos añade que “las grandes espinas de la diócesis a las que he estado abrazado son el paro y los inmigrantes” y afirma que ahora, como obispo emérito, “rezo mucho por mis diocesanos de Cádiz y Ceuta y entono y canto mi pequeño Magníficat, contando ya con mis limitaciones y fragilidades, pero alegre y muy contento”.

En cuanto al nuevo Papa Francisco monseñor Ceballos dice que “los cardenales, iluminados por el Espíritu Santo, han elegido a un pescador de hombres en un tiempo de grandes desafíos” y abunda al respecto afirmando que “han elegido a un nuevo Papa del agrado de Dios para esta Iglesia del siglo XXI, que hará mucho bien al episcopado del mundo entero” y cita su frase “Una Iglesia pobre al servicio de los pobres” “como un signo de esperanza para mucha gente”.

El lunes, tras la concelebración eucarística, en el Seminario Diocesano tendrá lugar un almuerzo fraterno y de homenaje a monseñor Ceballos por sus bodas de plata episcopales.

Clausura del Encuentro Nacional de Cabildos en Cádiz

Gabinete Prensa-Cádiz y Ceuta

INICIO

eucaristia_despedida_cabildos_1

“La presencia de la Iglesia en la Constitución de 1812 supuso un desarrollo de la vida cristiana”

El Obispo diocesano realizó está afirmación durante la Eucaristía de clausura del Encuentro Nacional de Cabildos Colegiales y Catedrales de España, celebrada en la mañana del 5 de abril, en la S.A.I. Catedral de Cádiz.

En la mañana del 5 de abril, el Obispo de la diócesis de Cádiz y Ceuta, Mons. Rafael Zornoza Boy, presidió la Eucaristía de clausura del Encuentro Nacional de Cabildos Colegiales y Catedrales de España, en la S.A.I Catedral de Cádiz.

Mons. Zornoza agradeció, en primer lugar, la asistencia del centenar de representantes catedralicios, que han participado en los diversos actos programados durante esta semana en la diócesis.

El Obispo diocesano aseguró, durante la homilía, que “El Señor nos educa para vivir con una mirada sobrenatural, para poder entenderle y conocerle. En la humildad del que tiene fe, pero con los ojos de Dios, sabe descubrirle en todas partes”.

Por otro lado, el Prelado se dirigió a los representantes de los cabildos catedralicios: “Habéis estado en Cádiz repasando los acontecimientos de la Constitución de 1812. Posiblemente mucho más profundo que aquella presencia eclesiástica…fue el humus de pensamiento cristiano que vivieron los clérigos y todo el pueblo que allí se reunió, donde se podía entender al hombre con sus libertades y donde se podían respetar sus opiniones, desarrollando teorías sobre el respeto a las personas.

El Encuentro Nacional de Cabildos Colegiales y Catedrales de España comenzó el pasado martes, 2 de abril. El tema que ha centrado estas jornadas, que se celebran anualmente en una ciudad de España, ha sido La Iglesia y la Constitución de 1812. En esta ocasión se ha celebrado en la capital gaditana con motivo del Bicentenario de Las Cortes de Cádiz, ya que el 30% de los diputados de la época eran clérigos, en su mayoría canónigos.

Así, se han celebrado, a lo largo de la semana, conferencias, visitas y exposiciones, enfocadas al interés común de las catedrales, bajo una temática litúrgica, histórico-artística, patrimonial y cultural.

Mons. Zornoza: “¡Ayudemos a los necesitados!”

Gabinete Prensa-Cádiz y Ceuta
INICIO

misacrismal1_2013El Obispo de la Diócesis de Cádiz y Ceuta, Mons. Rafael Zornoza Boy, ha presidido, este Miércoles Santo, la Misa Crismal, en la S.A.I. Catedral de Cádiz.

En esta consagración de los óleos, Mons. Zornoza, ha estado acompañado por muchos sacerdotes de la Diócesis de Cádiz.

Durante su homilía, el Obispo diocesano, ha expresado que “la Misa Crismal manifiesta la comunión y por eso, aquí renovamos, anualmente, las promesas sacerdotales”. “El Señor es el ungido por el Espíritu, es el Cristo, el Espíritu está sobre mí, dice el Evangelio, hoy y ahora se cumple esta escritura”. Al mismo tiempo, ha asegurado que “el culto espiritual de la Iglesia es posible porque está unido al sacrificio infinitamente eficaz de la Misa”.

Asimismo, Mons. Zornoza ha agradecido la “entrega fiel y laboriosa”  de los sacerdotes diocesanos, “por vuestro deseo de fidelidad, que supera la desprotección del mundo y el desaliento”.

De otro lado, D. Rafael Zornoza ha tenido palabras para los más necesitados: “Tenemos que desvivirnos por los pobres, por los preferidos de Dios, los necesitados, que nos buscan con una angustia marcada, especialmente hoy, y que agradecen el esfuerzo de la Iglesia por ellos. Es sorprendente y admirable ver la Guía de la Acción Social de la Iglesia en Andalucía y ver las miles de organizaciones que buscan comunicar, con sus distintos proyectos, la caridad de Cristo”.

El Obispo de la diócesis de Cádiz y Ceuta continuará con las celebraciones litúrgicas de esta semana, mañana, Jueves Santo a las 18.00 horas, con la Misa de la Cena del Señor.

Cáritas de Cádiz y Ceuta anima a la Iglesia Diocesana a compartir los bienes en la colecta para el Fondo Diocesano de Solidaridad

Gabinete Prensa-Cádiz y Ceuta

INICIO

Cartel Fondo Diocesano Solidaridad 2013_0En el año 2012, el Fondo Diocesano de Solidaridad ha distribuido más de 164.000 euros entre los proyectos diocesano dirigidos a personas sin hogar y desempleados. Asimismo, para la atención y ayuda a familias en situación de riesgo y/o exclusión social, el FDS-familias ha compartido 137.000 euros.

El Fondo Diocesano de Solidaridad financia proyectos a favor de los colectivos más excluidos de la diócesis de Cádiz y Ceuta.

el Fondo Diocesano de Solidaridad celebra su colecta anual destinada a financiar proyectos de promoción que buscan la integración de personas y colectivos en situación de exclusión social.

El Fondo Diocesano de Solidaridad, gestionado por Cáritas Diocesana es el cauce de la Iglesia Diocesana de Cádiz y Ceuta para compartir y ayudar en la promoción integral de personas y colectivos que padecen cualquier tipo de exclusión. Su principal fuente de ingresos es la colec-ta que se celebra en todos los templos de la Iglesia Diocesana en la tarde del Jueves Santo aunque también se pueden hacer donativos a lo largo de todo el año a través de la cuenta. 2103 – 4000 – 61 – 0030023814

Este año 2013, el Fondo Diocesano de Solidaridad destinará sus ayudas especialmente a financiar proyectos dirigidos a personas desempleadas y sus familias, principales víctimas de la crisis económica que estamos padeciendo hace varios años. Los proyectos se reparten por toda la geografía diocesana. Igualmente, se apoyará la red diocesana de atención a Personas sin Hogar cuyos proyectos buscan la recuperación y la integración social de este colectivo.

Para el año 2013, Año de la Fe, el lema escogido es “Mediante mis obras te mostraré mi fe” tomado de la carta del Apóstol Santiago. Jesús nos ha mostrado mediante sus obras de amor, su profunda fe en Dios Padre. Toda su vida la ha dedicado a la construcción del Reino de Dios, toda su vida ha sido entregada para la dignificación de la vida de los pobres y desheredados de la tierra. No cabe una fe más grande que el que entrega su vida por amor a los demás.  Este servicio se traduce en la actualidad en el compartir económico y en la participación en acciones y proyectos a favor de los más pobres.